Contactar | asociaciones | Mapa del sitio | Sitios Web | listas correo | webmail | Facebook | Twitter | Canal Youtube | cavecal | ceav | RSS

Federación Vecinal de Valladolid Antonio Machado


Portada del sitio > La Federación > Actividades > Principios básicos para unos presupuestos participativos

Asamblea Anual / Mociones aprobadas

Principios básicos para unos presupuestos participativos

Lunes 20 de marzo de 2017 · 126 lecturas · rss article rubrique


La Carta Ciudadana impulsada por la Federación y que fue firmada por la mayoría de los partidos políticos que concurrían a las elecciones municipales del 2015, en su artículo 96 decía: “impulsar el presupuesto participativo con todas las entidades ciudadanas”.
Bajo esta premisa las comisiones de urbanismo y la participación y dinamización han trabajado con las Asociaciones Vecinales que forman parte de la Federación un documento consensuado que nos sirviera para trasladar al Ayuntamiento una serie de
PRINCIPIOS BÁSICOS DE LOS PRESUPUESTOS PARTICIPATIVOS.
Los Presupuestos Participativos han de ser una herramienta de participación y gestión en la gobernanza de la ciudad, mediante la cual la ciudadanía puede proponer y decidir sobre el destino de determinados recursos municipales.
El Presupuesto Participativo tiene como principal objetivo la participación directa de la ciudadanía en este proceso, con el fin de establecer las principales demandas y preocupaciones de los vecinos y vecinas en materia generalmente de gastos (actividades, inversiones públicas, bienes y servicios...) e incluirlos en el presupuesto anual de la ciudad, priorizando los más importantes y realizando un seguimiento de los compromisos alcanzados.
Han de establecer mecanismos de información, de decisión y de opinión que le otorguen mayor protagonismo a la ciudadanía y muestren más transparencia en lo referido a la gestión municipal.

Se deben desarrollar canales de participación para empoderar a sectores más excluidos (Mujeres, Jóvenes, LGTB, etc) y aumentar su capacidad de decisión sobre los asuntos municipales. La participación ciudadana como herramienta de inclusión social debe abrir espacios de debates colectivos entre ciudadanos, ciudadanas y el propio Ayuntamiento.

Partimos de las distintas experiencias significativas en la aplicación de Presupuestos Participativos que se desarrollan en muchas ciudades del País.
Donde se dotan de un proceso autorregulado, es decir, que son los propios participantes los que deciden cómo deben ser las «reglas del juego» que deben regir el proceso.

Debe de utilizarse un lenguaje popular en los materiales e informes del proceso.
Dicho proceso ha de ser vinculante, es decir, las decisiones aprobadas en las asambleas serán de obligado cumplimiento por parte del equipo de gobierno.
Participación de una comisión vecinal en el debate del presupuesto, a fin de conocer detalladamente y de primera mano, los gastos, inversiones, etc.

POSIBLE ORGANIZACIÓN DE PROPUESTAS:

Asambleas de barrio.
Primero, se celebrarían asambleas, donde se recogerían propuestas. (Contando con técnicos del AYTO, que nos asesoren). Segundo, serían asambleas donde la ciudadanía votase las propuestas. (Después de haber pasado por la comisión de seguimiento)
• Comisión de seguimiento. Formada por personas elegidas de cada barrio. Equilibran las propuestas de cada barrio. Elaboran el listado definitivo. Esta comisión y otras que se formen, han de tener paridad de sexos.
• Asamblea general de Ciudad. Donde se dé cuenta de las propuestas finales que se presentarán al AYTO

LAS PROPUESTAS.-

1-Las propuestas de los presupuestos participativos que se someterán a debate y votación deberán reunir los siguientes requisitos:

a) Deberá constar la identificación del proponente o la proponente.
c) Deberán ser actuaciones de competencia municipal y, en particular, de las áreas cuyos presupuestos han sido sometidos a debate por parte del Gobierno Municipal.
d) Su carácter será concreto, determinado y evaluable económicamente.
e) Deberá definirse su ubicación y ámbito territorial en el caso de propuestas de inversiones y mantenimiento y éste será de titularidad municipal o al menos no será de titularidad privada, siendo de uso y libre acceso público.
f) No podrán coincidir con las inversiones y gastos de mantenimiento o las actividades y programas contemplados en los gastos fijos propuestos por el gobierno municipal.
g) En ningún caso podrán proponerse subvenciones con carácter nominativo.

2.- Las propuestas presentadas que no se ajusten a estos requisitos no serán sometidas a debate y votación en las Asambleas. El Área de Participación Ciudadana velará por el cumplimiento de dichos requisitos.