Contactar | asociaciones | Mapa del sitio | Sitios Web | listas correo | webmail | Facebook | Twitter | Canal Youtube | cavecal | ceav | RSS

Portada del sitio > Áreas > Urbanismo y vivienda > La Asociación Familiar se opone a que el Ayuntamiento venda el 44% del “San (...)

Disparate municipal

La Asociación Familiar se opone a que el Ayuntamiento venda el 44% del “San Juan de la Cruz”

Es un caso de venta de bienes públicos en beneficio de la especulación que alimenta el Ayuntamiento

Martes 22 de marzo de 2005 · 605 lecturas · rss article rubrique


Vecin@:
La Asociación va a pelear, pero la pelea también es tuya.
O te mueves o nos las dan todas en el mismo sitio

Venta de bienes públicos en beneficio de la especulación que alimenta el Ayuntamiento

Desde que en 1997 la Asociación Familiar inició los trámites legales para dar cuerpo a la reivindicación de reutilización social del Colegio Público "San Juan de la Cruz" y del solar en el que se asienta, han sido incesantes las idas y venidas, las reuniones, los escritos, la presencia en el Ayuntamiento, incluso interviniendo en el mismo Pleno municipal, y los contactos con la Junta de Castilla y León y los partidos políticos con presencia en el Consistorio, aportando toda clase de argumentos a favor de los nuevos usos que queríamos.

Horas y más horas de trabajo para que el Ayuntamiento afrontara la oportunidad de dar salida a dos de los problemas más sentidos en el barrio de la Rondilla en general y de esta zona en particular: construir un Centro de Día para atención a las personas mayores, con suficiente espacio para ocio y estancia al aire libre en su entorno y, en el subsuelo, un aparcamiento subterráneo.

Los vecinos del barrio y la ciudad toda conocen bien nuestro propósito y cual es nuestra idea del uso que ha de darse a esa parcela de titularidad pública, porque se ha
explicado con razones bien fundadas hasta la saciedad.

Y siempre parecieron también bien claros esos objetivos a los concejales, alcalde incluido.

No obstante, éstos se descuelgan con la pretensión de vender al mejor postor buena parte de la parcela, la más cercana a Tirso de Molina, para que el promotor privado
que la va a comprar construya allí un gran supermercado, de cuatro alturas y 5200 metros cuadrados edificados.

Aquí, como en el mito del rey Midas, alcalde y concejales del Partido Popular quieren convertir en oro todo lo que tocan. ¡Dinero!, ¡dinero!, ¡dinero!. ¿Para quiénes?.
Es una agresión a los vecinos del barrio de la Rondilla. Una nueva intervención especulativa que responde a intereses económicos que deberían ser explicados.

El Ayuntamiento pretende vender el 44% del “San Juan de la Cruz”

La asociación familiar se opone a este disparate municipal

En la sesión del viernes, 4 de Marzo, la Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Valla-dolid, integrada exclusivamente por ediles del Partido Popular, adoptó el
acuerdo de aprobar inicialmente, mediante la figura urbanística de Estudio de Detalle, la enajenación parcial de la parcela sobre la que se asienta el antiguo Colegio
Público "San Juan de la Cruz", en la Calle Cardenal Torquemada, a la entrada del Barrio de la Rondilla.

Con esta decisión, adoptada unilateralmente y por sorpresa, se cancelan las expectativas de los vecinos de utilización social de esa zona, en la que a lo largo de estos últimos años, se centraron los esfuerzos de la Asociación Familiar para la resolución de dos de los problemas y necesidades más sentidos en el barrio: en superficie, construcción de un Centro de Día para atender la alta demanda de la población mayor del entorno; y, bajo rasante, un
aparcamiento subterráneo para residentes, que ayude a paliar la falta de plazas de estacionamiento.

En efecto, la propuesta Municipal consiste en "modificar las determinaciones de ordenación establecidas por el planeamiento general dentro del ámbito de suelo urbano
consolidado, coincidente con la parcela Municipal 1-A de la c/ Cardenal Torquemada, posibilitando un cambio de calificación sobre parte de los terrenos actualmente

calificados como equipamiento general de carácter público (EQ-GA), configurando una zona de Área Especial Comercial (AE-UE) sobre suelo público, garantizando la participación de la comunidad en las plusvalías generadas con esta modificación, a través de la REVERSIÓN PECUNIARIA DE VALOR URBANÍSTICO OBTENIDO DE LA ENAJENACIÓN del ámbito edificable de nueva configuración, que se destinará a sufragar los costes de obtención de un equipamiento local a escala de barrio".

Apenas hace un mes, la respuesta del concejal García de Coca a la, en exceso larga, reivindicación de Centro de Día y aparcamiento subterráneo para residentes, era la de destinar toda la parcela a jardín, eliminando el edificio del viejo Colegio, como espacio de descongestión urbanística, en una zona de altísima concentración de viviendas de seis alturas.

En apenas cuatro semanas, el Ayuntamiento cambió su parecer y opta, como con otras parcelas rotacionales de la ciudad, por la venta al mejor postor de 1.475 metros cuadrados sobre los 3.340 metros cuadrados del total de la parcela (el 44%), asignándole uso comercial, con una edificabilidad de 2,00 metros cuadrados, y con altura máxima, medida desde rasante, de 13,75 metros (baja más tres alturas).

Cínicamente, el Ayuntamiento describe las características del ámbito de ese Estudio de Detalle como de no formar parte de ningún yacimiento arqueológico, sin afección de cauces naturales, carreteras o infraestructuras generales del municipio ni encontrarse amenazado por riesgos naturales o tecnológicos (inundación, erosión, hundimiento, deslizamiento, alud, incendio, contaminación o cualquier otra perturbación del medio ambiente o de la seguridad y salud públicas.

Es obvio que para los técnicos fieles a las directrices mercantiles de la Concejalía de Patrimonio y recursos, auténtica gestora de las políticas municipales de suelo en nuestra ciudad, las necesidades presentes y futuras del vecindario no cuentan, como tampoco parecen contar para los ediles del Partido Popular las reclamaciones del vecindario y de la Asociación familiar, manifiestas y expresadas hasta la saciedad.

De entrada, según la legalidad vigente, el uso determinante de la parcela para cuya venta el Ayuntamiento inicia este Estudio de Detalle, es el de equipamiento escolar y asistencial, permitiéndose el residencial para las personas que prestan o reciben el servicio, según los casos; garaje y estacionamiento; uso deportivo, de recreo, ocio y expansión. El uso comercial que se pretende (5.205 metros cuadrados construidos) es admisible solo "hasta el 2% de la superficie construida total", (Art. 383 de la Normativa Urbanística Municipal).

Desde la perspectiva de prevalencia de los intereses generales de las personas frente al de lucro del Consistorio, la Asociación Familiar de la Rondilla se opone
radicalmente a esta operación
de venta de suelo público municipal en el que además concurre la circunstancia agravante de estar calificado por el vigente Plan General
como dotacional.

El acuerdo municipal llega al extremo de cuestionar parte de las prescripciones de actuación especial sobre el territorio definido por el Área de Rehabilitación Integral (ARI de la Rondilla -Grupo "18 de Julio"-), sobre cuya tramitación trabaja la Consejeria de Fomento de la Junta de Castilla y León.

La Asociación Familiar confía en que la contundencia y rigor de los argumentos jurídicos y sociales que maneja, convenzan al Partido Popular para que se desdiga del acuerdo adoptado y recomponga la situación al punto inicial, archivando el expediente iniciado.

3 INSENSIBILIDADES PARA ENTENDER UN DISPARATE

1. Jesús Enriquez, concejal de Hacienda. Es el animador de la venta indiscriminada del patrimonio municipal de suelo. Su desmedido afán por "hacer Caja" le ha llevado a
dirigir de hecho el planeamiento urbano. Lo vende casi todo, sin valorar si lo que vende hace falta para atender a las necesidades sociales de los vecinos. Es el responsable, con el alcalde, de quitarnos el San Juan de la Cruz, un espacio vital para la Rondilla y su entorno, una de las áreas más envejecidas, más densas y congestionadas del barrio.

2. José Antonio García de Coca. Teóricamente ejerce de concejal de Urbanismo y de Barrio. En su departamento todos los disparates tienen su oportunidad de oro (otra vez oro-oro-oro: dinero-dinero-dinero) Se tiene bien aprendida la letra y la música, que le escriben otros, para contentar a la voraz y especuladora parroquia inmobiliaria.

3. El excelentísimo (el alcalde Javier León de la Riva), un dechado de virtudes, la perfección a la enésima potencia. Con él se multiplican los problemas en los barrios de la ciudad, con la caída de las inversiones de interés social y el alza de la especulación urbanística. Es palpable el nulo interés para resolver en Rondilla la falta absoluta de plazas escolares infantiles; o corregir el hacinamiento del centro de personas mayores; o la carencia de recursos para la integración de la población inmigrante; o la atención a los programas de jóvenes.

Para reclamar lo que es nuestro. Para reivindicar lo que necesitamos. Para que se nos atienda debidamente